smoothies jugos minimalismo ana

11:4 recomendaciones del mes

¡Hola a todos! Un mes de altibajos en la salud, mucha introspección y pequeños gustos. Estas son mis recomendaciones del mes:

1. Detox

Detox” es una abreviatura del término “desintoxicación” y básicamente su objetivo consiste en limpiar el organismo a través de una alimentación sana y equilibrada ayudando a eliminar las toxinas en el proceso. Y aunque dicen que es algo que deberíamos hacer periódicamente porque nuestro cuerpo sufre una intoxicación constante, tanto alimentaria como medio ambiental, yo generalmente acudo a este tipo de acciones cuando siento que no he comido muy bien durante un periodo de tiempo y necesito añadir más nutrientes a mi dieta (tengo intenciones de que esto cambie).

Formas para hacer un detox hay muchas, pero yo he decidido hacerlo a través del juicing. El juicing como yo lo hago implica -como su nombre lo dice- hacer jugos con frutas y frutos secos, verduras, semillas y hasta hierbas; yo usualmente lo hago durante una semana, añado sopas al proceso, tomo mucha agua, y en lo posible trato de hacer ejercicio. Hay jugos para todo, pero es importante saberlos equilibrar a lo largo del día, por ejemplo: antes de ir al gimnasio trato de consumir un jugo de banano y avena para que me de la energía necesaria para rendir, pero entre comidas opto por jugos más líquidos y refrescantes.

Hay personas que deciden hacerlo en licuadora y otros en extractor, y otras que los hacen de las dos formas (como yo). La diferencia radica en que si se hace con extractor se elimina la materia sólida de los alimentos (incluyendo las semillas y la pulpa), dejando el jugo en su esencia, que es el que contiene la mayoría de vitaminas, minerales y antioxidantes, los cuales pueden ser absorbidos por el flujo sanguíneo más rápidamente. Por otro lado, para los que deciden hacerlo en licuadora, su resultado es tipo smoothie, manteniendo la pulpa, la cual es fibra; crucial para el funcionamiento normal del sistema digestivo. Ambos caminos son válidos, todo depende de nuestros objetivos y contexto.

Sin embargo, hay muchas formas de hacer un detox y a veces lo único que necesitamos es darnos un descanso de alimentos y digestiones pesadas y comenzar a ingerir más alimentos saludables. Yo me fui por el juicing la semana pasada y funciona incluso para bajar de peso. Desintoxicarnos es importante porque la acumulación de toxinas trae muchos efectos negativos incluyendo la falta de energía, dolores de cabeza, sobrepeso, estrés, baja de defensas, cansancio, entre otros.

Yo no soy experta en alimentación pero he visto varios documentales que me animaron a hacerlo y a hacerlo bien. El juicing es bueno incluso para tratar y prevenir enfermedades. Les recomiendo este documental en Netflix con el grandioso Joe the juicerFat, sick and nearly dead.

 

2. Cuidar nuestra salud

Este mes no ha sido el mejor para mi en términos de salud; me enfermé dos veces de gripa, tengo un desorden hormonal que ha repercutido en muchas áreas de mi vida y sufro de un constante dolor de espalda y cuello. Inicialmente he dejado pasar algunas de estas molestias porque supongo que me acostumbré a vivir con ellas, pero estoy comenzando a entender que estos síntomas son signos que manifiestan que algo anormal sucede en el organismo, y aunque en muchos casos puede que no evolucionen hacia algo más grande, en otros pueden ser tratados a tiempo en su etapa más temprana.

Durante el último mes he ido al médico varias veces y ha sido indispensable para descartar y tratar enfermedades. Confieso que no soy la más fanática de la medicina tradicional, razón que me ha llevado a buscar nuevas opciones a través de métodos alternativos naturales (los jugos hacen parte de esta categoría precisamente). Pero sea el método que decidan utilizar para tomar las riendas de su salud, es indispensable hacerlo, así como realizarnos nuestros exámenes rigurosamente cada cierto periodo de tiempo, que vayamos a especialistas al menos una vez al año, y que mantengamos hábitos saludables para evitar posibles enfermedades.

Un minimalista no es un minimalista por la gracia de serlo, un minimalista reduce la cantidad de distracciones que tiene precisamente para abrirle campo a cosas más importantes en su vida como: salud, relaciones, pasiones, crecimiento y contribución. Cuidar cada uno de los aspectos de nuestra vida es esencial y siempre es importante estar viendo la balanza y sus signos.

3. Terminar lo empezado

No saben cuántas cosas a lo largo de mi vida he dejado sin resolver y a cuántas cosas he decido renunciar sin darles una real oportunidad. Pensando en los sucesos de este último mes se me vino a la cabeza que inconscientemente he decidido terminar lo empezado.

Les cuento un par: Desde hace 2 meses estaba leyendo el libro de Saramago, el libro me logró enganchar al inicio, pero durante el curso de la lectura algo sucedió y me desconectó, razón que me llevó a dejar de leerlo por varios días, y a no pasar de 20 páginas cada vez que lo intentaba. Allí lo tenía mirándome, así que decidí acabar con la tortura, y lo terminé. Confirmé que no era un libro favorito, pero se sintió bien haberle dado la oportunidad y decirlo con toda la certeza. Para este caso en particular aprendí que para la próxima oportunidad le voy a dar 50 páginas de prueba a cualquier otro libro; de hecho una de las muchas cosas positivas de comprar eBooks es eso; que podemos obtener el sample gratis de cualquier libro antes de decidir si lo compramos o no.

Así mismo terminé una serie a la que le venía dando vueltas (también me faltaban muy pocos capítulos desde hace varias semanas), concreté unos asuntos y sueños personales que tengo desde hace años, cerré ciclos con algunas relaciones e hice unas compras conscientes que estaba necesitando.

Conclusión: Me propuse a terminar y a cerrar esas pequeñas cosas que deambulaban por mi vida con el fin de eliminar las distracciones y abrirle espacio a otras más importantes, o simplemente otras. Más allá de la trascendencia de la acción es importante incorporar el hábito de cerrar ciclos con el fin de avanzar más ligeramente. Para una quitter en recuperación como yo, esta se sintió bien.

leer terminar blog minimalismo ana

4. Cambio de look

En cuanto a mi pelo considero que siempre he sido una montaña rusa cambiante -e impulsiva-. He tenido el pelo en diferentes largos y tonos; me lo he tinturado por completo, pero también me hecho iluminaciones, las californianas, el famoso balayage, en fin, mucha diversidad. Sin embargo, esa razón hizo que mi pelo sufriera un maltrato muy grande a causa de tantos experimentos  recurrentes, razón que me obligó a darme un respiro de un año y medio de tinturas y planchas.

Llevaba entonces el último año realizándome solo tratamientos de restauración, y efectivamente mi pelo recuperó lo perdido: suavidad, brillo y control. Me alegré porque lo había logrado, solo había un pequeño problema: no me sentía conforme con mi color natural (¡qué ironía!) y decidí que era un buen momento para probar algo distinto y ¡voilà! hace 2 semanas me lo volví a pintar y me encantó el resultado (foto esta semana en mi Instagram @laminimal___). Pd. Este cambio también pienso cuidarlo y mantenerlo por un buen tiempo.

A lo largo de este año he optado por todo lo natural, pero no voy a negar que a veces pequeños cambios en nuestro exterior hacen sonreír a nuestro interior (siendo lo contrario el orden correcto). Este particularmente me ha hecho feliz a mi; cambiar y transformarme siempre ha sido una búsqueda constante en mi vida, y este es un pequeño gusto que me quise regalar este año. Dejando claro, en que creo firmemente en que debemos aceptarnos y querernos como somos, pienso que darnos un gusto banal de vez en cuando -mientras nuestra salud no esté en riesgo-  puede causar cambios positivos en nuestra actitud; sea aun corte de pelo, un día de un maquillaje más arriesgado, bajar esos kilitos de más, en fin. Sin embargo, no nos olvidemos de hacerlo de manera consciente, mesurada, responsable e informada.

 

*Esta será la última edición de 11:4 porque me di cuenta que no quiero estar condicionada a una fecha para escribir, sin embargo, espero seguir recomendándoles cosas cuando vayan surgiendo.

Feliz día,

Ana.

 


Fotos: minimalistbaker, melinasouza, homeoanimal, mydomaine y Pinterest.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: